Fue una broma, acepta joven acusado de embestir a policías

Carlos Camacho, joven señalado en redes sociales como presunto responsable de arrollar con un vehículo a policías federales el pasado sábado durante la manifestación en Rosarito, se deslindó de la situación, afirmando que su publicación contra los agentes fue una broma que se salió de contexto, pero que él no participó en la embestida.

Hasta el momento, ni Refaccionarías Del Valle, ni la Procuraduría General de Justicia del Estado, han aclarado la situación, no se sabe con certeza si la unidad fue robada o si un empleado la tomó y cometió el atentado.

El pasado sábado, Carlos hizo un comentario en facebook que hizo levantar sospechas "Listo para atropellar placas" portando el uniforme de la compañía dónde hasta este lunes laboraba, pues trascendió que fue despedido después del incidente.

Ahora Camacho compartió, otra vez en redes sociales, un mensaje donde asegura que todo fue un mal entendido y que demandará a los periodistas que hayan utilizado su nombre, sin embargo, las mismas autoridades no lo han descartado como sospechoso.

Cabe mencionar que en ningún momento ha sido detenido.

La refaccionaria no ha dado a conocer la razón del despido, ni datos sobre la unidad utilizada en la agresión contra los agentes.